Parabalas de láminas de caucho especial, colocadas en doble hilera, capaz de absorber hasta 50000 impactos por metro cuadrado.

Se instalan un mínimo de 45 láminas por metro lineal en cada hilera. Se incluyen todo tipo de soportes, guías, anclajes, UPN para cuelgue de parabalas, etc.

En la parte trasera la pared queda protegida con una chapa de acero de 8 mm de espesor, y en la parte baja se instala una rampa para la recogida de los

proyectiles compuesta por tableros de aglomerado cubiertos por caucho especial.