Sirve para evitar cualquier tipo de retorno de partículas a la zona de tiro que se pueda producir desde el parabalas.

Se instalan tiras de 1 o 1,40 metros de ancho de látex puro de 4 mm de espesor, que tiene la peculiaridad de cerrar el orificio totalmente tras el paso de un proyectil. Sus características principales son:

  • Látex puro de 4 mm de espesor.
  • Evita el retorno de partículas desde el parabalas a la zona de tiro.
  • Tras el paso del proyectil, vuelve a cerrarse el orificio.
  • Fácil mantenimiento.
  • Resiste aproximadamente 50000 impactos por metro cuadrado.